Explosión de los sentimientos de una supernova.

La cabina de aleación de titanio de la montaña rusa interestelar vibra al entrar a velocidad warp mientras Johnny, un adolescente dj de pulsar, cambia de pista una vez más, indeciso sobre la melodía atmosférica que le gustaría escuchar al morir asfixiado, arrojado imaginariamente al espacio y tiempo, tras perder la batalla de djs que está a punto de afrontar. La montaña rusa llega a la estrella más cercana a la velocidad de la luz, junto al nuevo ritmo en la lista de reproducción de Johnny; “excitement of a burning star”. La melodía suena en la cabina, un tipo en la parte de atrás empieza a mover la cabeza con una sonrisa que rápidamente se extiende a más y más personas, cada vez más excitadas.

  • Apuesto a que no me van a lanzar al espacio después de escuchar este temazo.

Johnny se acomoda sus auriculares vintage y se deja llevar por la melodía, pero rápidamente es interrumpido por el áspero bajo del exitoso tema de su contendiente Azeroth; “Cry of a pulsar”. La batalla ha comenzado.

Johnny sube el volumen, junto con la melodía láser ascendente que da la bienvenida al público a la repentina caída de la montaña rusa y consigue alejarlos de las tristes melodías de su adversario. Pero al final de la bajada, el pulso melancólico en el puente de “Cry of a Pulsar”, les empuja de nuevo a la tristeza del olvido, transmitida por los sentimientos de Azeroth. Johnny se concentra en sus sentimientos anteriores, en la cálida salida del sol en verano, pero la melodía sólo consigue trastornar a los espectadores, completamente atrapados en la tristeza, y les encanta. La montaña rusa se mueve en espiral, sacando a Johnny de concentración y dando a Azeroth aún más sentimientos tristes de los que alimentarse. Colgado en la desesperación, Johnny se da cuenta de que Azeroth le está mirando, probablemente alimentándose de la desesperación que está sintiendo para aumentar su sentida tonada. Y así, Johnny abre su cinturón de seguridad y se deja ir en medio de la montaña rusa girando. La súbita caída de Johnny hace reír a Azeroth y la triste melodía que transmite se transforma en un ritmo ascendente, siguiendo sus propios sentimientos, y más aún, fusionándose con otra melodía ascendente, el arreglo esperanzador que sale del corazón de Johnny, aferrado al borde de la mesa del dj y sin dejarse llevar en medio del caótico movimiento de la montaña rusa. Luchando por su propia vida, el corazón de Johnny se funde con la melodía de “excitement of a burning star”, transformándola en una nueva canción; “Explosion of supernova feelings”. Y todo el público se suelta de sus cinturones de seguridad, y la montaña rusa viaja por el espacio con una multitud de personas colgando de sus sillas, luchando por mantenerse con vida y sin soltarse.

Las pistas en espiral quedan atrás y la montaña rusa se estabiliza cerca del corazón de una gigantesca galaxia, la niebla púrpura y el nacimiento de nuevas estrellas acompañan la triunfal coda de Johnny, mientras la “Explosion of supernova feelings” llega al final. El público vuelve a sus asientos, una pareja se regocija junto a la ventana, besándose apasionadamente. La canción de Azeroth se ha detenido desde hace tiempo, sin que nadie lo note, y Johnny es el único que se despide de él, antes de que el suelo se abra y lo lance al espacio, para morir.

Fin.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s